viernes, 13 de marzo de 2009

Preludio: ¿Dónde vivían nuestros antepasados?

Hasta hace poco escribía un blog de carácter personal, pero lo cerré y ahora me he decidido por el "anonimato". Aquí os voy a hablar sobre Biología, Evolución, Ecología y Conservación... principalmente Ciencias Naturales y divagaciones afines.

Voy a empezar reescribiendo una vieja entrada de mi antiguo blog:

Ojeando un libro en la biblioteca de la facultad, leí un razonamiento bastante curioso: cada uno de nosotros tiene dos progenitores (padre y madre), 4 abuelos, 8 bisabuelos... según avanzamos, en cada generación, podríamos hacer una aproximación al número de antepasados que tenemos aplicando la siguiente fórmula:

Antepasados= 2 * Generaciones (es decir, en 5 generaciones 2x2x2x2x2 = 2*5 = 32)

Vamos a suponer que por cada generación pasan uno treinta años (aunque esto no tiene por qué ser siempre así). Según esto, por ejemplo, hace quinientos años habrían pasado 16'6 generaciones, vamos a simplificarlo a 17.

2*17=131.072

¡Vaya! Hace tan "poquito", según esto tendríamos más de ciento treintamil ancestros...

...Y hace mil años, habrían pasado unas 44 generaciones... calculamos

2*44=17.592.186.044.416

Se hace un poco difícil hacer un árbol genealógico... con casi 17billones de antepasados ...

No obstante, hace mil años la población mundial, o si preferís la Europea, no sobrepasaba los300 millones de personas, según datos extraídos de la Wikipedia.

Algo no cuadra, puesto que estos cálculos dicen que teníamos al menos 58 mil veces más de antepasados.

Para ser más exactos, muchos de esos ancestros serían los mismos repetidos, como ya habréis supuesto, así que algún tatara tatara tatara abuelo tuvo hijos con alguna tatara tatara abuela que era su prima (más que alguno, podría decirse que bastantes y bastantes veces, teniendo en cuenta la "viscosidad" de la población)

Quizá esto nos haga ver que todos estamos relacionados en un momento u otro, somos más o menos familia, y quizá responda a la pregunta de dónde vivían nuestros antepasados... ¡en todas partes!


P.D. Podemos ir más lejos, y remontarnos a los primeros seres unicelulares... pero eso será otro día.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada